Seleccionar página

Olvida el “Aprender Inglés” y céntrate en formar hábitos

El 95 % de quienes lo han intentado identifican hablar inglés Inglés con meses ( …o años) de clases aburridas, monótonos audios y cursos en vídeo, o complicados programas y webs. Para al final, poder sólo mas o menos apañártelas en conversaciones uno a uno.Pero ni el Inglés es tan difícil ni tú eres torpe. Sólo que no te enseñaron a aprender, y menos a convertir el aprendizaje en hábito. Hazlo y será más fácil aprender que no hacerlo. 

Es como lavarse los dientes. Si tienes el hábito, cuesta más irse a dormir sin cepillártelos, que sí hacerlo.

Lo que distingue a quien tiene éxito en el Inglés es que crearon hábitos que producen resultados. ¿Cuán deprisa te acercarías a un Inglés fluido si practicaras Inglés 365 días/año, igual que haces con la higiene de tus dientes? Pues todo comienza cambiando algunas costumbres, y convirtiéndolas en nuevos hábitos.

¿Cuál es tu rutina al llegar a casa? ¿Te sientas a ver la tele? ¿Y al salir del trabajo? ¿Te tomas algo con los compañeros? ¿O cuándo viajas en coche? ¿Enciendes la radio y oyes la música o la tertulia de ese día? Estos (o los que tu realices) son tus hábitos. Mi pregunta es: ¿Producen algún resultado que deseas? ¿Te encaminan un Inglés fluido? Si no es así te interesa leer esto. Veamos cómo reprogramarte y convertir en automático y eficaz tu aprendizaje del Inglés.

¿QUÉ NECESITAS PARA CREAR HÁBITOS QUE HAGAN TU APRENDIZAJE PRODUCTIVO?

Primero necesitas querer hacerlo. No es difícil técnicamente, pero sí internamente. Si se pudiera cambiar un hábito sin proponérselo y sin algo de voluntad, todo el mundo hablaría 6 idiomas y tendría 3 doctorados. Necesitas QUERERLO, querer hablar Inglés.

Segundo, has de contar con que te llevará un tiempo. Se dice que 21 días es el plazo medio para formar un hábito. Yo creo que un hábito profundo lleva más tiempo, pero para lo que vamos a tratar en este artículo es un margen razonable, así que este puede ser un buen plazo que darte para promover un nuevo hábito que te ayude a hablar Inglés fluidamente.

Tres: Elige un comportamiento que te haga avanzar, que mejore tu Inglés. Algo pequeño y sencillo tipo escuchar un podcast o leer cinco minutos en Inglés al día, etc. Es clave proponerse un cambio a la vez para que tu atención no se disipe.

Además necesitas micro-hábitos: Es muy raro que alguien cambie un hábito de golpe, o se ponga a estudiar Inglés dos horas al día de repente, por que sí… y persista. Para hacer ese cambio en tu cotidianeidad, has de crear micro-hábitos. Pequeñas acciones que te ayudan a realizar un nuevo comportamiento para que puedas convertirlo en hábito más fácilmente.

Veamos paso a paso cómo empezar a crear un hábito que te lleve a hablar un “Fluent English”, empezando por cómo crear micro-hábitos que se transformen en hábitos exitosos para ti.

Paso 1:

Crea disparadores. Un disparador es un recordatorio que te impulsa a actuar. Algo simple e inevitable como una nota en el espejo del baño o en la puerta de la nevera, una alarma en tu móvil para recordar qué ganará tu vida cuando hables Inglés, etc. Estos son importantes pues nos ayudarán a actuar. Aunque lo tengas todo planeado, a menudo surgen cosas inesperadas.

Piensa en algo que te recuerde, la acvción que quieres emprender. Leer tu objetivo de hablar Inglés y por qué lo persigues, abrir tu app de flash cards, o llevar tu MP3 contigo. asegúrate de que no lo puedas esquivar ni evitar. Es importante, por que habrá momentos en que querrás hacerlo. La vida te ofrecerá alternativas más atractivas que escuchar audios en Inglés.

Paso 2:

Crea una pequeña rutina que refuerce ese micro-hábito. Algo que te anime a realizar esa acción cada vez que te lo hayas propuesto. No la acción de estudiar Inglés, ni la de hacer ejercicios o escuchar audios. Sólo la acción que eligieras como micro-habito. Supongamos que es leer una nota con tu meta de hablar Inglés y tus porqués y encender tu aplicación móvil de podcast en un canal de inglés que te guste. Hazlo. Solo eso, si ponerte a estudiar después, ni a leer en Inglés. Sólo leer tu recordatorio y abrir la aplicación.

Luego, cada vez que lo hagas, prémiate.

Si lo haces, si lees tu objetivo y por qué deseas hablar un Inglés fluido, date un premio, permítete un pequeño lujo, dite algo bueno. Esta es tu nueva rutina. Hazlo por una semana. Piensa que cuanto más simple es la acción, más viable resultará, y más pronto y fácilmente tendrás la sensación positiva de estar haciéndolo bien.

Asegúrate en los primeros días de tomar tu nota y leer que tu objetivo es tener acceso a un mejor puesto, o que quieres ser un ejemplo para tus hijos, o que quieres viajar y comunicarte con los lugareños, y que por eso quieres hablar Inglés; y luego encender tu aplicación y ya está. Sólo eso. Estás preparando tu mente.

Observarás que al cabo de unos días empezarás a sentir incomodidad cuando tras leer la nota no hagas nada más que repetirte que tu propósito es hablar Inglés y por qué, y mirar la aplicación… sin usarla. Así que es muy probable que en pocos días, empieces a pensar algo como “Vaya, es absurdo ya que estoy aquí, no escuchar el podcast”.

Uno de los secretos para crear y robustecer el hábito último (el de escuchar podcasts, que es el que perseguimos en realidad), es mantener en los días siguientes el propósito inicial de leer la nota y abrir la aplicación. Si escuchas o no algún audio al final, no es relevante ahora. Tu intención no es aún la de fijar el habito de escuchar audios en Inglés, si no la de preparar el terreno para que hacerlo sea fácil.

Paso 3:

Toca consolidar ese micro-hábito. Ahora se trata de recompensar cuando tu micro-hábito es llevado a cabo durante una semana seguida por ejemplo. Busca algo que te anime a realizar esa acción cada vez que te lo hayas propuesto. No se trata de que te pongas a estudiar Inglés en vez de leer tu nota y abrir la aplicación de podcast. Se trata de alargar el periodo recompensable (de un día a una semana).

Esta fase consolidará tu nuevo comportamiento y sentará las bases para que pases fácilmente de leer tu nota y abrir tu aplicación móvil, a crear el hábito de escuchar un podcast cada día.

Paso 4:

Incorpora al micro-hábito la acción deseada. Ahora sí. Aumenta la intensidad el propósito. Ya has adquirido la costumbre de leer tu nota y abrir la aplicación de tu móvil o tablet cada mañana o varias veces al día. Es el momento de rematarla añadiéndole cinco minutos (o lo que quieras pero algo viable) de escuchas de podcast. Verás qué poco cuesta ahora incrementar un poco un habito que ya te funciona.

¿Y si fallo algún día? Todos hacemos excepciones. El problema es cuando estas excepciones se vuelven a convertir en norma. En decir, cuando vuelves a tus viejos hábitos y te olvidas de lo que estabas intentando lograr.

Un amigo mío logró dejar de fumar cuando decidió que darle unas caladas al cigarro de alguien una noche aislada, no significaba haber fracasado en su propósito de dejar el tabaco. Si un día pasa algo, y no puedes hacer tu rutina (sólo un día…), sigue perseverando, no es un fracaso.

¿Y a ti? ¿Te cuesta promover hábitos productivos en lo que al Inglés se refiere? ¿Tienes algún truco para crear comportamientos productivos?

Espero tus comentarios, y te deseo un feliz día:

Iñigo P. Hernando

Iñigo P. Hernando

Iñigo P. Hernando

CEO de Quick Language

Emprendedor y empresario (y abogado durante 10 años… nadie es perfecto), se dedica a la formación. A impartido conferencias en numerosas ciudades españolas y América Latina, habla español, francés e inglés con fluidez.

Ha desarrollado el Método Quick Language que logra que personas sin conocimiento puedan conversar en ingles en tiempos record. Aquí comparte contigo consejos y reflexiones para ayudarte a hablar inglés antes y mejor.

Otros artículos que pueden interesarte:

La manera correcta de aprender gramática

Para algunos profesores/as de inglés aprender a hablar correctamente este idioma, requiere una meticulosa aproximación a la gramática. Estas personas piensan que sin ella será muy difícil, por un lado entender el lenguaje y por otro construirlo adecuadamente. En el...

leer más

El truco crucial para usar bien “make” y “do”

¿Make o do? Hola amigos, en esta píldora formativa de hoy voy a explicaros como decir “hacer” en Inglés… y hacerlo bien. Y es que en este idioma distinguen entre varios tipos de hacer. A un tipo de actividades de todas las que hacemos habrás de referirte usando el...

leer más

El secreto para leer fluidamente en Inglés

¿Sabías que leer es una de las cosas que más puede ayudarte a mejorar tu inglés? ¿Por qué tantos estudiantes de Inglés no leen, cuando es una manera impresionantemente buena de aprender más vocabulario, fijar estructuras, adquirir soltura, etc.? Si es tu caso, esta...

leer más
¿Quieres aprender a planificarte para lograr resultados con tu inglés?

Deja un comentario